En el blog de Justo Serna (2)

El profesor de Historia Contemporánea de la Universidad de Valencia Justo Serna, que presentó ayer La mirada del bosque de Chesús Yuste en la capital valenciana, fue actualizando su blog esa misma mañana ampliando su reseña que ya habíamos reproducido en Innisfree en el post anterior. Aquí tenéis sus nuevas aportaciones, en las que va respondiendo a los lectores de su bitácora Los archivos de Justo Serna:

Mundo de ficción. Eso dice enigmáticamente aleskander62. “Con la excepción de algunos acontecimientos y personajes históricos que se citan en esta novela, la trama y los personajes principales y secundarios son fruto de mi imaginación. Cualquier parecido con la realidad será atribuible a la imaginación del lector”. Eso dice Chesús Yuste en la nota de autor que incluye al final de esta obra.

Advierte sobre la naturaleza ficticia de la narración, pero a la vez nos informa de los datos reales, propiamente históricos, que contiene. De hecho hay precisiones sobre Irlanda perfectamente constatables y ciertas que el lector agradece. ¿Son erudiciones? No, son elementos del marco, elementos que se integran en el relato. Lo que caracteriza a esta novela es su eficacia expositiva, una intriga que se desarrolla con naturalidad: como si las cosas tuvieran que ocurrir así y no de otra manera. Esa naturalidad es un efecto del buen contador de historias. No es algo que se imponga sin más. Esa autenticidad de lo que se nos detalla es fruto de la virtud narradora. Ya me gustaría, ya, saber relatar así.

El crimen cotidiano. La vida transcurre entre la normalidad de los oficios, lo que se ve y se dice, y lo que cada uno de los personajes piensa o barrunta. Hay que observa con detalle las simples apariencias, pues en la superficie está ya todo y hay que saber desentrañarlo. Como en el silencio de las personas. Y así es: en esta novela, los silencios son muy importantes. Como también son muy importantes las pequeñas averiguaciones o las hipótesis que descartan o confirman las sospechas, aquello que el lector va descubriendo de manera indiciaria. Cada uno se mueve en su diminuto espacio, en un círculo de relaciones estrechísimas y consolidadas. El marco general es un pueblo de frontera, de frontera con Irlanda del Norte, con lo que eso tiene de herida y de viejo dolor. Pero un dato histórico o un dato cultural no son nada e una novela si el escritor no sabe qué hacer con esas referencias. En la obra de Yuste, lo importante es una trama que sea convincente, que tenga verosimilitud y que permita implicarse al lector. El destinatario queda involucrado como un miembro más de esa comunidad rural.

Una aguda lectora de este blog, Leda me dice que, por los pocos datos que había proporcionado, el arranque evocaba a Twin Peaks (1990-1991), de David Lynch. Ahora, Alejandro Lillo me dice que le recuerda a aquella otra serie televisiva: Doctor en Alaska, (1990-1995). Twin Peaks o Cicely como emblemas de lo rural: de lo oscuro y de lo extraño, de lo horroroso o de lo cómico.

Lo rural como dominio de tramas ocultas que no se divisan a simple vista o de lo remoto como espacio de rareza y convulsión. Quizá esos aspectos podrían hermanar historias tan distintas. Pero no. No creo que se parezcan verdaderamente. La novela de Yuste es sobre todo y principalmente una historia detectivesca en el sentido clásico. Aquí no hay un policía que todo lo aclare, sino una suma de factores que ayudan. Aquí no hay un investigador que con el único auxilio de su prodigiosa mente todo lo desentrañe: lo que hay es un conjunto animoso de personajes que se ayudan para lograr un objetivo común. El perfil de esos caracteres y su vida cotidiana hacen creíble la historia, esa autenticidad que desprende la prosa eficaz y sin desmayos de Yuste. Los contrastes eran mayores en las series televisivas. Aquí, en Ballydungael (condado de Donegal), el enigma es humano, demasiado humano. Pero eso no siempre es fácil de descubrir.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Presentación, Reseña. Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a En el blog de Justo Serna (2)

  1. jserna dijo:

    Es una suerte haber leído tu novela –un enigma del que no daré piesta alguna– y haber compartido contigo, con J.P.T. y con los restantes amigos una charla amistosa.
    Un abrazo.

  2. Paso por aquí para comprobar la veracidad de lo que dijiste ayer en la presentación, sonrío. Veo la encuesta y tentada estoy de votar, pero me esperaré a leer el libro como el dios de lo debido manda. Y el porqué de la elección.

    Pepa Mas Gisbert

  3. Elèna Casero dijo:

    Ha sido una gran presentación para una novela que no puedo quitarme de las manos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s